Viajar es maravilloso, mientras se tenga suficiente dinero.
Un millonario tiene relativamente pocos problemas a la hora de viajar. Pero yo no soy un millonario, sino un pobre. Y los pobres tenemos que conformarnos con los sistemas de transporte tradicionales. Como las autopistas, por ejemplo. Largas, eficientes, modernas, el orgullo de Europa. Carísimas lenguas de asfalto llenas de sorpresas.

Ayer llegué al hotel en un estado misérrimo. Catorce horas de viaje desde Castellón hasta Modena, mi tierra de origen. En España, todo bien: un tramo relativamente conocido de costa oriental. Y, obviamente, la desagradable sensación de dejar atrás tu casa, las agradables hileras de naranjos de la Plana, las playas de la Costa de Azahar, las ciudades caóticas y acogedoras, los bares de tapas, la cordialidad sencilla de los valencianos...

Pasamos por Francia. Hay algo así como una docena de peajes: en algunos se usa tarjeta, en otras el Telepass - una especie de aparatito que te deja pasar por radiofrecuencia y luego te envía la factura a casa, y en algunos peajes hay que echar monedas en una cesta (debajo de la cual, supongo, se oculta un enanito). Los franceses parecen corteses. Paramos en un área de servicio y allí encontramos las típicas baguettes y croissants, agua Evian y zumo Orangina.

Las áreas de servicio en sí son el símbolo de la vida en la autopista, y de la vida del viajero on the road, que me parece - vista a posteriori - una auténtica mierda. Las áreas de servicios, o autogrills, son una especie de purgatorio para el viajero, dotados de aparcamiento semi-vigilado, gasolineras con cola, y un restaurante-bar con tienda anexa cuyos precios son prohibitivos. La calidad de la comida haría llorar incluso a un norteamericano.

Lo interesante es también observar la humanidad turística y viajera de Europa. A quien me diga que los españoles no son elegantes, le parto la cara: visto lo visto, son los más limpios, educados y mejor vestidos de Europa. Sólo hay que ver a los italianos, mis compaisanos, para ver que Armani es, en realidad, una excepción: actitud chulesca, ropa improbable, faja o bandana en el pelo, a modo de pirata chapucero, gafas de sol de dudoso gusto. Y las mujeres, tacones de aguja. Con pantalón corto. ¿Os parece normal?

Los alemanes, por otro lado, se reconocen fácilmente por sus calcetines subidos y con sandalia, y por el flequillo gitano que llevan los rubios hijos de Europa central - nadie sabe porque se lo dejan. Aterrado por estas visiones infernales, decidí alejarme a toda prisa del lugar. Tuvimos que atravesar la costa de Liguria, otro infierno dantesco. Liguria es una región muy pintoresca: algunos la encuentran hasta bonita: trátase de una zona en la que los Alpes encuentran el mar Mediterráneo. En medio está Liguria. Y dentro de Liguria, una autopista que debe atravesar más de cien (sí, cien) túneles distintos. No apto para claustrofóbicos.

Ahora estoy en el hotel, aprovechando una conexión chapucera de tipo rural (¡marcado por pulsos!). Anoche algunos fueron testigos de mis desesperados intentos de conexión. Por si fuera poco, el móvil cambia de red cuando le da la gana, y debo vigilar que no haga tonterías. Al pasar de España a Italia, éstas fueron las transformaciones:

Vodafone -> SFR -> Orange F -> TIM -> I Wind -> Omnitel Vodafone

Cada una seguida por dos o tres mensajes de publicidad, y la eventual imposibilidad de ejecutar llamadas salientes o enviar mensajes. Mi hermano, que tiene un móvil con contrato, todavía no ha podido establecer conexión con la Red. Pero creo que se debe al hardware, es un mierdoso móvil LG que ha estado dos veces (sí dos) en el agua. Y todavía funciona. O eso creo.

En fin, a ver si consigo enviaros más fotos de mi tierra, junto a jugosas noticias.

# - Escrito por Fabrizio el 2003-08-23 a las 11:19


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://fbenedetti.blogalia.com//trackbacks/10745

Comentarios

1
De: Anónimo Fecha: 2003-08-23 18:01

Cortázar sufrió-disfrutó las áreas de servicio en Francia y escribió el delicioso "Los autonautas de la cosmopista".
Recomendable para abordar ese tipo de viajes.



2
De: Tenebris Fecha: 2003-08-23 19:55

Siento tener que discrepar con eso de que el dinero hace que un viaje sea maravilloso. Para mí, el dinero no lo hace todo en los viajes, solamente los vuelve cómodos pero a cambio es resta interés.

Yo antes, cuando no tenía un duro, me perdía en los suburbios de cualquier país, conviviendo con la gente, con sus alegrías, sus amarguras, sus resquemores, sus esperanzas, sus familias...

Lamentablemente, en cuanto uno empieza a realizar turismo con dinero en el bolsillo o en la tarjeta de crédito, automáticamente se distancia de esa inmediatez de lo cotidiano, que es la que realmente vuelve maravilloso un viaje.



3
De: joseluis Fecha: 2003-08-23 20:11

Estoy de acuerdo con Tenebris. Aunque yo no diría tanto. No hace falta ir con 1 euro en el bolsillo, puedes ir con un poco más de dinero y no hacer más uso de él que el que tú quieras. Es difícil, ya lo sé. Que somos unos comodones que en cuanto nos ponen delante el 3 estrellas lo elegimos sin pestañear :D.

Si tenías que llevarte el coche, Algernon, bueno, pero creo que en tren lo hubieras pasado mejor, y hubiera sido más interesante. Compañeros de viaje, dormir en trenes, hacer transbordos... te despiertan los soldados en la frontera de alemania con suiza a media noche para ver los pasaportes... cosas muy divertidas, para luego contar a los amigos... XD

Bueno, disfruta lo que puedas, a ver si me animo yo también a hacer un viajecito a mís orígenes...



4
De: Ctugha Fecha: 2003-08-23 20:20

Yo siempre he hecho lo que dice Jose Luis. He salido de viaje con dinero -por si las moscas- y luego a habitar albergues y hostales baratos. Los viajes en coche, los mejores. Te los tomas con paciencia y estás varios días en cada destino. Dormir en el coche cuesta 0 euros. Eso sí, se pasa un frío de cojones.



5
De: ElPez Fecha: 2003-08-23 20:54

Un viajador muy viajado me recomendaba lo siguiente a la hora de preparar lo que uno se lleva de viaje.

"haz dos montones: uno con la ropa que crees que vas a necesitar para el viajes y otro con el dinero que crees necesario.

del montón de la ropa, quita la mitad

en el montón del dinero, pon el doble.

y llévate eso."



6
De: Algernon Fecha: 2003-08-23 22:50

Gracias por los consejos! :)



7
De: not a pretty girl Fecha: 2003-08-23 23:00

Tío, estás enganchado. Pensaba que estos días nos libraríamos de ti :P

La Orangina de Francia, mítica.

"Y las mujeres, tacones de aguja. Con pantalón corto." Joer, recogen el mítico lema de "arreglada pero informal", qué poca mundología tienes XD

Estoy de acuerdo con Tenebris. Y en cuanto a la comida de las áreas de servicio, dice mi novio que la tarta de manzana como allí, en ningún sitio XD



8
De: Cristina Fecha: 2003-08-24 21:50

Pégame si quieres, Algernon, pero yo he viaje por muchos países y si en algo me he fijado es en la poca cultura que tienen ingleses y españoles, por este órden, y además en lo mal vestidos que van. Bien, no todos los españoles siguen esa regla, ni todos los ingleses, pero es curioso que cuando veía a una persona horteramente vestida me decía a mi misma "english or spanish", y nunca fallaba (aún recuerdo a un grupo de madrileñas subiendo las escaleras del parisino sacre-coeur con sus mini-shorts,sus taconazos estilo Hilda y sus sombreros de paja).Por otra parte, estoy totalmente de acuerdo con Tenebris. No hace falta ir a un super-mega hotel de 5 estrellas para disfrutar de un viaje o visitar las tiendas más exclusivas. Todavía recuerdo mi estancia por Atenas, mezclándome entre la gente por las angostas pero hermosas calles de Plaka, y teniendo cerca el exclusivo barrio de Kolonaki, barrio que no llegué ni a pisar. Desde luego, el recuerdo que guardo, es imborrable.
Tampoco hace falta que la ciudad esté rodeada de lujosos edificios y sus gentes naden en la abundancia.
Decía Kavafis, gran poeta griego nacido en Alejandría "aunque la encuentres pobre, Ítaca de ti no se ha burlado".
Por otra parte, envidia nos das viajando por tierras italianas. ¡Cómo me gustaría volver allá! Sinceramente espero que disfrutes de tu tierra :)



9
De: Algernon Fecha: 2003-08-26 01:27

Gracias por los comentarios :)

Aprovecho la ocasión para comunicaros que he cambiado de hotel, y que ahora dispongo de una conexión decente! :D



10
De: JJ Fecha: 2003-08-26 03:56

En casi todos sitios, se reconoce a los turistas españoles por la profusión de Burberrys...
Pero catorce horas es un palizón. Yo es 10 y casi me rindo.



11
De: Algernon Fecha: 2003-08-26 04:21

10 horas tampoco las recomiendo :P



12
De: Ctugha Fecha: 2003-08-26 04:28

¿Burberrys?

Y yo que estaba fijándome en cómo vestían los ingleses por aquí para no desentonar cuando llegue allá...



13
De: Algernon Fecha: 2003-08-26 04:39

Ctugha, no no, tú vístete como siempre, no vaya a ser que te critican por copiar el estilo británico XD



14
De: mariana Fecha: 2005-10-06 00:36

esto es lo mas malo que he visto porque uno no encuentra lo que necesita



15
De: Bato_su Fecha: 2006-10-06 17:05

En realidad no hay que irse tan lejos para ver que la sociedad esta dejenerando cada vez mas. No hay mas que ir al centro de la ciudad (cualquiera me vale), y ver lo que hay: Adolescentes barriendo el suelo con sus pantalones, señoras intentando enseñar a cambio de hacer el riduculo delante de todo el mundo, paisanos sujetandose el ombligo con sus pantalones... en fin, esta claro que hay que respetar a TODO el mundo, y sobre todo si es por una cuestion de estetica ¿No creeis?



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.224.86.148 (5e3c48777a)
Comentario

Ver historias anteriores