¿Qué ocurre cuando un geek como yo se emancipa?

Pues que elige electrodomésticos compatibles con sus inquietudes tecnológicas, como esa lavadora IntelliWash de LG, que además de ser barata, tiene casi tantos botones como una calculadora de bolsillo.

Es realmente una monada, miradla. No espera otra cosa que ser hackeada - er, utilizada - por un usuario amante de la hi-tech.

La lavadora analógica de la abuela era normalmente un tanque de metal blanco con una puerta que parecía sacada de un submarino de la 2ª Guerra Mundial, dos ruedas (o selectores) que al dar vueltas hacen el característico "KRAKRA-click" y un depósito para detergente genérico. Eran lavadoras robustas, duraderas, y aburridas.

Esta LG que tengo entre manos, para empezar, es digital. Me refiero a que tiene un botón para elegir la temperatura del agua (4 opciones), otro para la velocidad de centrifugado (4 opciones), otras opciones como "anti-arrugas", "ahorro-tiempo", y un display electrónico que muestra el tiempo restante, al más puro estilo NASA countdown.

En total creo que hay más de medio centenar de posibilidades diferentes para el lavado de la ropa, con lo que es posible que me tire horas enteras configurándola para limpiar mis calcetines (¿Admitirá un kernel 2.6?).

La rueda analógica-krakra se ha sustituido por un simpático botón tipo mouse con el que se va cambiando el programa suavemente (el programa activo viene indicado por iconos retroiluminados en un disco azul). Para terminar el cuadrito, hay un botón de encendido, y otro botón de Play / Pause similar al de una mini-cadena.

Qué gozada.

Es la única manera de que un geek se divierta a la hora de lavar la ropa. Otro día os cuento cómo son los demás cachivaches de la Serie Blanca.

# - Escrito por Fabrizio el 2004-06-25 a las 01:00


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://fbenedetti.blogalia.com//trackbacks/19773

Comentarios

Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.205.159.168 (3d710e1fd4)
Comentario

Ver historias anteriores