Me he preguntado a veces si los insectos tienen �personalidad�, en un sentido que podamos conectar de alguna manera al humano. El darwinismo, en cierto modo, ha permitido que la psicología pudiera mirar al mundo animal sin ese salto categórico propio de las teorías aristotélicas: muchos animales poseen lo que podríamos definir como �personalidad� (o �temperamento�, si preferimos una terminología más clásica y biológica).

Cuando decimos que un animal tiene personalidad, no decimos nada nuevo: los perros, por poner un ejemplo familiar, tienen �estilos� conductuales que podemos describir mediante rasgos hipotéticos, como la impulsividad, curiosidad, agresividad, extroversión, etcétera. Este hecho es comúnmente aceptado en mamíferos y animales de sangre caliente, cuyo repertorio de comportamientos sociales e individuales es � a primera vista � más rico, complejo y comprensible desde un punto de vista humanoide.

¿Y los insectos?

Nadie atribuiye a una hormiga o a un saltamontes un temperamento diferente según cada ejemplar: damos por sentado que los miles de millones de insectos que pueblan este planeta carecen de diferencias individuales significativas en lo que se refiere al comportamiento. Ciertamente, la conducta de los insectos es más �cerrada� y menos variable que la de un mamífero, su bagaje de acciones potenciales es limitado, y sus motivaciones son tan sencillas que algunos laboratorios de inteligencia artificial las han bosquejado en circuitos de micro-robots.

En realidad, creo que el problema es otro: la incomensurabilidad de la personalidad insectoide.

No resulta difícil empatizar con un gato o un gorrión; por otro lado, hacerlo con una cucaracha es difícil. Sin embargo, las diferencias individuales existen en cualquier organismo. Su interpretabilidad o significado, es otro asunto, pero están ahí. Tal vez la personalidad de una hormiga pueda medirse con rasgos de �independencia del grupo�, �atrevimiento� y �constancia�. Si medimos el tiempo que una hormiga se empecina con un miga de pan demasiado pesada, ya tenemos datos para sugerir un constructo etológico de �tesón hormiguil�.

Todo esto es altamente especulativo, como siempre. Otro día hablaremos sobre la vida sexual de los escarabajos.

# - Escrito por Fabrizio el 2004-07-15 a las 01:00


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://fbenedetti.blogalia.com//trackbacks/20239

Comentarios

1
De: michel ramos Fecha: 2016-10-20 03:03

hola quisiera saber cual es la personalida hormiga



2
De: michel ramos Fecha: 2016-10-20 03:03

hola quisiera saber cual es la personalida hormiga



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.162.168.187 (a987917922)
Comentario

Ver historias anteriores