Hay algo que siempre me ha fascinado de los propietarios de perros de raza, y es la creatividad que exhiben a la hora de ponerle nombre a sus perros. Un ser humano normal y corriente le pone a sus mascotas nombres sencillos y fáciles de recordar. Como por ejemplo:

- Rex
- Bingo
- Birilo
- Chucho
- Eh tú
- Sit!
- Odie
- Flipper
- Desgraciado
- Vuelve aquí
- Suelta eso

Etcétera. Los propietarios de perros de raza, por otro lado, y para satisfacer la frustración que supone el no ser hijo de nobles rancios, dedican a sus perros atenciones increibles, estableciendo árboles genealógicos, controlando los apareamientos y, sobretodo, poniéndole nombres y apellidos a los cánidos.

En cierto modo ocurre también en algunas familias de sangre azul (¿quién no ha conocido alguna vez a un Rigoberto, a un Segismundo, a un Froilán, a un Albertus, a un Praseodimio, a un Tecnecio?). Desconozco los algoritmos aleatorios mediante los cuales se les ponen nombres a los perros, pero son realmente perversos. Por ejemplo:

- Ludmilla of Santander High Tower
- King of the Road Stratomaster (es un chihuahua)
- Diana of the Grey Wind
- Kuchotka Mini Ski
- Palermo San Toledo Grand Marnier
- Botha V Clairemont
- Microsoft Windows XP (este debe ser bastardo)
- Quip of Garastana
- Flora Inekonde of Mi-noah's
- Merry Christmas in the Snow
- Hale's D'Amlac Sat "Night Love"
- Sauron of Middle Earth
- Borjamari Pink Flamingo Enhanced
- Roybridge King Midas

Podría seguir durante eones. ¿No es espeluznante? Parece casi que los criadores de perros de raza (profesión lucrativa, al parecer) se inventen lenguajes y palabras como un si les hubieran dado un garrotazo en la cabeza y todavía no se hubieran recuperado. Por no mencionar las carísimas comidas que les proporcionan, o los juguetes y accesorios que les compran (peluquería canina aparte). El mercado de alimentos para mascotas mueve cada año miles de millones de dólares.

Parece a veces que la sociedad ama más los perros que a los humanos; en parte no reprocho a quienes prefieren a los animales, porque, como decía Mark Twain, "Recogéis a un perro que anda muerto de hambre, lo engordáis y no os morderá. Esa es la diferencia más notable que hay entre un perro y un hombre". Pero el mundo rebosa también de ricas familias que prefieren adoptar perros a adoptar niños.

En resumen, empecé hablando de onomástica canina y terminé hablando de capitalismo. Soy incorregible :-)

# - Escrito por Fabrizio el 2004-12-11 a las 01:00


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://fbenedetti.blogalia.com//trackbacks/24187

Comentarios

1
De: Kevin-Costner de Jesús Fecha: 2004-12-11 19:04

Pobres perros, ellos no SABEN que son de sangre azul, ni eligieron su alcurnia (mucho menos tener un amo idiota). Por si esto fuera poco acumulan taras genéticas (cosas de los cruzamientos entre parientes), y reciben nombres ridículos.

Ahora que lo pienso, lo de los nombres ridículos no es exlcusivo de los perros de raza. Ni siquiera de los perros. Es una desgracia muy interclasista.



2
De: corsaria Fecha: 2004-12-11 23:42

El nombre del penúltimo perro... xDDD



3
De: corsaria Fecha: 2004-12-11 23:44

¿Qué? ¿Qué pasa con el prestigioso rotweiler Borjamari Pink Flamingos Enhanced? :PPP



4
De: corsaria Fecha: 2004-12-12 01:00

Jeje. Una vez ví un Sauron of Lothlorien en el catálogo de una exposición canina. Casi, casi ;-)

Los "algoritmos" no son tan aleatorios. El final del nombre suele ser la denominación del criadero; por ejemplo, el "Pink Flamingos Enhanced" de Borjamari o el "Middle Earth" de Sauroncito.

En cuanto al nombre, la costumbre suele ser batutizar a todos los perros de la misma camada con nombres que empiecen por la misma letra. Letra que se va cambiando por orden alfabético con cada nueva camada. Esto facilita mucho el seguimiento: uno sabe inmediatamente que Sauron of Middle Earth y Silmaril of Middle Earth serían hermanos, y que en cambio Kutchoka Mini Sky y Aligator Mini Sky, aunque procedan del mismo criadero, no son hermanos de camada. La contrapartida es que complica muchísimo la vida a los criadores (no veas las movidas para buscar siete u ocho nombres que empiecen por la misma letra; al final es fácil que se cuele más de una cursilada de campeonato).

De todos modos esos nombres se quedan muchas veces en "nombres de pedigrí", oficiales pero que casi nunca se utilizan. Si miras aquí verás a Atchoum, Tifi y Lilu. Atchoum se llama así de pedigrí (Atchoum de la Tielire, concretamente; la Tielire es como se llama la granja donde lo criaron), porque cuando lo compramos ya se había aprendido su nombre. Lilu y Tifi, en cambio, son oficialmente "Ulienor de Font Buis de la Chenaie" y "Tiphaine de Font Buis de la Chenaie".

Y perdón por el rollo ;-)



5
De: corsaria Fecha: 2004-12-12 01:57

Rollo? Pues ha sido muy interesante :)

Gracias por el comentario, Yam!



6
De: corsaria Fecha: 2004-12-12 02:10

Estupenda sarta de prejuicios.

Sigue asi.



7
De: Peludo Fecha: 2004-12-12 02:22

Pues yo soy un perro que se llama Peludo, y como a chulo no me gana nadie, y a pesar de mis humanos canalles, tengo mi propia bitácora: http://peludin.blogspot.com



8
De: Peludo Fecha: 2004-12-12 02:32

A alguno conozco que trata mejor a sus perros que a las personas que teóricamente le importa(ba)n.

--
SegFault



9
De: Anónimo Fecha: 2004-12-13 10:35

peor es ponerles nombres-homenaje, creo yo.

he visto por ahí canes que responden a "Che Guevara", "Ghandi" o "Kafka"... curiosa forma de rendir tributo esa: llamar al perro como tu prócer favorito. Seguro que se sentirían halagados.



10
De: Anónimo Fecha: 2004-12-13 15:32

Los perros normalmente tienen nombres fáciles, de una o dos sílabas. Entiendo que eso es así porque se les tiene que llamar a gritos; hay que buscar efectividad, y que nos baste un golpe de voz.
Sin embargo, esos sucedáneos de perro (alguno, con mucho predigrí, que sirven como híbrido entre la mascota mimosa y el niñito que -su dueña, por lo general- siempre quiso tener) me parece de lo más normal que tengan nombres cursis y relamidos.
No me imagino que un bichito de esos, viajando a bordo de un bolso caro, con lacitos de peluquería, chalequito y visera, se llamase -pongamos por caso- Toby. Menuda ofensa! Seguro que te suelta un chillido de protesta (ya ni siquiera ladran!)



11
De: Anónimo Fecha: 2005-01-25 13:48

solo te dire:"que,entre ma`s conozco al hombre,ma`s quiero a mi perro"



12
De: Juvenal Caraballo Fecha: 2005-01-26 21:43

Gracias a Carlos Cardenas, mientras leía esta discución no se me ocurría escribir otra cosa. A qué clase de persona se le puede ocurrir que el dilema de su vida es el nombre que otra persona le coloca a "SU" perro?. A quín le hace daño esto?. Porque no nos preocupámos de los verdaderos males que aquejan nuestra sociedad?. Soy criador y he visto como mis perros le dan felicidad en sus últimos años de vida ante el abandono de sus seres queridos...He visto como indigentes deambulan por las calles y su única compañía es un perro...He visto niños cuyos padres tienen que dejarlos por sus ocupaciones laborales y su can es un paliativo a esta sitiuación...Pues si ellos son capaces de hacer esto y mucho más: QUÉ PEQUEÑO LES QUEDAN ESTOS NOMBRES.



13
De: Eréndira Huízar Fecha: 2006-01-25 00:56

amo los perros



14
De: tamara Fecha: 2007-09-12 00:54

caro quiro que chatiemos ya te espero pero si estas ocupada marrato pero no te demores ya


chao te espero.



15
De: tamara Fecha: 2007-09-12 00:54

conectate chao



16
De: rosario del pilar Fecha: 2007-09-29 18:06

si ps en el mundo ay amos idiotas quepones nombres estupidos a sus mascotas uno como pinguito o toros como ns ps eso esta muy mal



17
De: rosario del pilar Fecha: 2007-09-29 18:06

si ps en el mundo ay amos idiotas quepones nombres estupidos a sus mascotas uno como pinguito o toros como ns ps eso esta muy mal



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.224.200.104 (dabf38fc40)
Comentario

Ver historias anteriores