Supongamos que, por alguna extraña razón, al ciudadano X se le ocurre reservar un billete de tren, llamar al servicio técnico de su reproductor de DVDs, pedir ayuda a Telefónica para arreglar el ADSL, etcétera. Los pobres, que no podemos permitirnos el lujo de sobornar vicepresidentes corporativos, tenemos que llamar a un número de teléfono para pedir ayuda. Antes de descolgar el teléfono, hace falta saber unas cuantas cosas.

Para empezar, el número es difícil de recordar. Conviene anotarlo en quince sitios diferentes. A mayor relevancia del número, más difícil será recordarlo (por ejemplo, el número general de Atención al cliente puede ser 902 34 34 34, mientras que el número del técnico de averías, 901 452 598). Los europeos tienen un problema añadido en comparación con los americanos. En los Estados Unidos, cada tecla del teléfono tiene asignadas tres letras. Si el número a llamar es 800 - AYUDAME, habrá que marcar el 800 - 2983263. En Europa somos unos chulos que nos pasamos por el forro las mnemotecnias, y así nos va.

Otra cosa muy a tener en cuenta es que la llamada nunca es gratis. Antes de que alguien atienda la petición, puede pasar más tiempo que el que necesitaron los dinosaurios para extinguirse. Para la empresa que proporciona los "servicios", perder tiempo aporta muchos beneficios: el personal se cansa menos, los ingresos aumentan, se notifican menos incidencias. Hoy en día los servicios de atención al cliente no matan inmediatamente al usuario, sino que primero lo narcotizan mediante estribillos sin sentido, que se repiten como un disco rayado. De vez en cuando la musiquita se corta para que parezca que alguien toma la línea. Pero no, sólo son silencios que rompen la monotonía. En algunos casos, una voz claramente sintética enuncia algunas frases en esperanto, pidiendo perdón.

Después de algunas horas, el cliente puede "interactuar". Si se trata de un servicio automático, la cosa esta pensada para que el cliente pierda mucho tiempo escuchando la señorita virtual. La voz de la señorita virtual resulta incomprensible la mayoría de veces. Esto es muy evidente, por ejemplo, a la hora de realizar una consulta de saldo con un móvil:

Cuando dice:

"Su crédito es de... Mil Cuatrocientos Sesenta y Ocho Pesetas. Impuestos indirectos no incluidos"

Se oye:

"Su cerdito es deehh... Piripí. Cococientos. Sasssaah y Pocholo Tetas. Compuertas indirectas embebidas"

A todos los hombres nos gusta oír una voz ligeramente erótica detallando los secretos de nuestro saldo, pero todo tiene sus límites. Por si fuera poco, los sistemas de navegación basados en tonos del teclado representan un avance enorme en materia de masoquismo telemático. Lo racional sería seguir un orden de 1, 2, 3... en vez de eso, muchos sistemas pasan del 2 al 4, luego al 1, y finalmente a la almohadilla, tecla que nadie ha usado nunca, y que por lo tanto uno tardará cinco o seis minutos en localizar.

"Bienvenidos al Servicio de Atención al Cliente de Xanadú. Para consultas relacionadas con el priapismo óptico, marque 1. Para consultas relacionadas con el imperio de los Partos, marque el 2. Para consultas relacionadas con la oceanografía del Tibet, marque 3.

Para lo importante, marque asterisco."


Si uno se equivoca, todo vuelve a empezar: priapismo óptico, partos, Tibet... no hacen un resumen, no. Todo lo cuentan hasta la saciedad. Llega el momento en que uno se cansa de tanto esperar, y desea hablar con una persona de verdad. Pulsa entonces un combo de teclas secretas, y en unos instantes le ponen al habla con una operadora, o un operador.

"BuenosdíassoyCarmenchu, ¿en qué puedo ayudarle?"

Ta-ta-ta, una ametralladora de palabras. Cualquiera que haya llamado a un S.A.T. donde contestan seres humanos se habrá preguntado alguna vez cómo está hecha la otra persona, si tiene ambiciones, cómo es el lugar del cual contesta, etcétera. A los seres humanos nos gusta saber que al otro lado del teléfono hay otro ser humano.

Ser operadora u operador en un S.A.T. debe ser muy estresante, no lo dudo. A veces es mi día de suerte y me contesta una señorita amable; otras veces, la cosa no está para bromas. ¡Son humanos, tienen personalidad! Eso es bueno. Mas las cosas buenas duran muy poco.

Las grandes corporaciones se han dado cuenta de que un servicio de atención al cliente demasiado humano no es rentable, y han optado por obligar a sus operadores a contestar mediante plantillas electrónicas que aparecen en una pantalla. Cuando una persona lee por teléfono, se nota, creedme.

De esta forma, han convertido en artificial incluso la poca humanidad que quedaba en esta clase de servicios. El cliente consigue pocas veces lo que quiere, se estresa, se irrita. La corporación se forra. Y todo sigue igual. Cada vez que tengo que llamar a Telefónica, siento pánico. ¿Es normal eso? No.

Incluso nos han quitado la satisfacción de colgar el teléfono con violencia: a la señorita artificial le trae sin cuidado.

# - Escrito por Fabrizio el 2003-05-27 a las 01:14


Referencias (TrackBacks)

URL de trackback de esta historia http://fbenedetti.blogalia.com//trackbacks/8378

Comentarios

1
De: Daurmith Fecha: 2003-05-27 01:28

X´DDDDDDDDDD
Ay cómo te comprendo... Otro rato cuento yo lo de los telemarketers.



2
De: Algernon Fecha: 2003-05-27 01:45

Daurmith, ¿comprando lotes de comics por televisión? :P



3
De: Epaminondas Pantulis Fecha: 2003-05-27 01:50

Perdón, Algernon. Hay llamadas gratuitas. Puedes llamar al 1004 todas las veces que quieras y te saldrá siempre gratis. Claro que con la atención que te darán, es probable que tengas que llamar más de una vez... ;-)



4
De: Daurmith Fecha: 2003-05-27 02:06

Qué va, Algernon... Intentan venderme parabrisas por teléfono... Es muy kafkiano.



5
De: El GNUdista Fecha: 2003-05-27 02:09

Lo que voy a contar es como los relatos del yeti o de la bicha del lago Ness o un avistamiento ovni: a mi me han atendido bien en un servicio de asistencia técnica.

La cosa es aun peor, me han atendido bien varias veces 8-O.

La primera vez fue con Xanadú, no podía configurar mi conexión ppp y cuando les llamé, sin ninguna esperanza, va y me dice:

- "vas a inicio y luego a ..."
- Perdón -le digo- es que uso linux.
- mmmmm, ¿kppp? me pregunta (estamos hablando de 1999).
- Si.
- Entonces vas a la pestaña....

Y asunto solucionado.

En otra ocasión con timofónica y un problema con el router, un problema realmente raro, comenzó a rechazar la conexión de distintas ips de la subred. La teleoperadora alucinaba, y fue a preguntar. Al rato me llamó (si, ella me llamó) y me dijo que ni idea, pero que se habían dado casos, reseteando el router y volviéndolo a configurar no había problemas, como uso linux y mac, me dijo como se configuraba via web ya que sólo hay programas artomáticos para güindos (al final usé el programa artomático, ¿para que está sino la vmware?).

Bueno, no siempre voy a tener suerte, el otro día llamé al servicio técnico de Xanadú y, en fin, para llorar.



6
De: Algernon Fecha: 2003-05-27 02:09

Parabrisas por teléfono. Oh cielos.

Epaminondas, es verdad... pero el número de asistencia del ADSL, es un 902 :P



7
De: Algernon Fecha: 2003-05-27 02:12

GNUdista, sí, a veces hay suerte... pero un día, un técnico de Xanadú me dijo que formateara el disco duro!!! Y sólo era cosa de cambiar unas DNS!!!!! :D



8
De: Oze Fecha: 2003-05-27 02:49

Pues sí, un poco inútiles sí que son en su gran mayoría, poniéndote excusas estúpidas y obligándote a oir musiquitas que te irritan más que las de Eurovisión.
Por cierto, GNUdista... no aprovechaste esos días para echar la quiniela? Te habría tocado seguro!!! Eso que cuentas es más increíble que lo del pan y los peces!!!



9
De: El GNUdista Fecha: 2003-05-27 02:55

Pues debería haber echado la primi, desde luego.


Hoy me ha tocado una primi de 3, en 11 años jugando casi todas las semanas, es la segunda vez. Quizá mi suerte está en otra parte...



10
De: Epaminondas Pantulis Fecha: 2003-05-27 02:55

En el mundo de los Contact Center no hay vencedores; todos somos víctimas: desde el cliente que llama, a la operadora que tiene que aguantar unas condiciones de trabajo miserables, hasta el workito que implementa los componentes software que... ¡huy!



11
De: Algernon Fecha: 2003-05-27 03:00

Aja, te pillamos Epaminondas!!! :D

Bromas aparte, el problema no es humano... el problema es del sistema de trabajo. La manida frase "La culpa es de los que están arriba", es verdadera. Hay gente competente en los S.A.T. que se vé limitada por la forma de trabajar, por ritmos impuestos... uf.



12
De: Moe Fecha: 2003-05-27 03:11

Yo creo que esto de las operadoras y voces sintetizadas es así... como diría yo... como un toro. Van a clavar y te clavan, o sino te dejan estéril y sin un duro en el bolsillo; son irracionales, escuernan y les gustan las vacas... las vacaciones.



13
De: pj Fecha: 2003-05-27 04:17

Yo el viernes pasado tuve que configurar un router adsl desde cero para una persona que se habia puesto ADSL con una empresa que se llama comunitel (?). Llamé para pedir las ip's de gestión y las de usuario y tal tal tal y el chico me contó que iba con ip dinámica, que habia que activar PPPoA, tal cosa, tal otra, que si VC/MUX nosequé... Aunque luego no funcionaba ;-)

Pero lo mejor viene ahora: Después de romperme los cuernos con los datos que me dio el chaval (ténico, que al principio se pone otra persona y le pides que te pasen con el técnico y lo hacen) llamé de nuevo y otro técnico estuvo comprobando como la línea estaba correcta, mirando como el router intentaba autentificarse sin éxito y así hasta que vimos que la password me la habían dado mal :-DDD

Moraleja: Cuando me cambie de casa no me pongo Terra ;-P



14
De: El Oráculo Fecha: 2003-05-27 04:46

Algernon, ¿seguro que no eres tú el programador dentro de Matrix de las rutinas de atención al cliente? ¿Mantienes contactos con El Gran Arquitecto?



15
De: Algernon Fecha: 2003-05-27 05:24

Oráculo, no me estropees la peli, que aún no la he vistooooooo xDDDDD

Pj, esos fallos son.. uff.... es increible a veces lo tontos que son algunos errores...



Nombre
Correo-e
URL
Dirección IP: 54.159.148.171 (b53a151e36)
Comentario

Ver historias anteriores